IMPLANTE DE CEJAS… Una operación de moda

Tabla de contenidos

Hasta hace poco tiempo, las mujeres que tenían cejas muy finitas utilizaban trucos caseros para engrosarlas: con un poco de pulso firme y delineador de ojos era suficiente para disimular. Pero en la era de los tratamientos de belleza, estas soluciones hechas en casa parecen no alcanzar las expectativas deseadas. Hoy en día es cada vez más común que hombres y mujeres de todo el mundo recurran al IMPLANTE DE CEJAS para embellecer su rostro.


El Implante de Cejas.Una muy buena alternativa
para embellecer nuestro rostro. 
El pelo utilizado para el trasplante de cejas procede de la parte inferior de la nuca donde el cabello tiene unas características parecidas a los de la zona superior del ojo. El procedimiento, consiste en injertar con una pinza de microcirugía folículos pilosos del cuero cabelludo de la nuca en incisiones que se hacen previamente en la ceja con un bisturí especial de 0,7 milímetros. 
Demora entre dos y ocho horas, dependiendo de la cantidad de folículos que se necesiten y de la calidad, grosor y curvatura de crecimiento de sus pelos, pues el objetivo es que crezcan delgados y semicurvos. El injerto deja pequeñas heridas que se convierten en costras que se botan durante las dos primeras semanas posteriores al procedimiento.



Lo mejor de esta técnica es que es definitiva aunque se pueden necesitar algunos retoques. Otros cuidados que deben tenerse tras el transplante de cejas es, al menos durante un mes, evitar que pegue el Sol sobre la zona. El resultado es visible a partir del sexto mes. El pelo injertado crece igual que el de la cabeza y requiere constante recorte que se hace en la casa para que la ceja no pierda la forma. 
La intervención es indolora y en tan sólo un año, desaparece la pelusa inicial y la supervivencia del pelo es del 100 por ciento.


Para mayor información:

Comunícate con nosotros a los 
teléfonos: 669-1576 / 99573-2955